miércoles, 11 de enero de 2017

¿Por qué Windows sólo desinstala un programa a la vez?

Los usuarios de Windows saben que en dicho sistema operativo solo se puede desinstalar un programa a la vez. Esto puede pasar desapercibido para muchos, pero para otros quizás sea hasta molesto. ¿Te has preguntado por qué ocurre esto? Hoy te lo explico.




Todo usuario promedio del sistema operativo Windows sabe que si desea desinstalar algún programa debe dirigirse al panel de control, en donde encontrará la opción para realizar dicha acción. No obstante, muchos ya se habrán percatado que solo se puede desinstalar un programa a la vez. Si estas desinstalando un programa e intentas desinstalar otro, te aparecerá un mensaje indicando que debes esperar a que se termine de desinstalar el programa que elegiste antes.



Como no queda otra alternativa, tendrás que esperar a que se termine de desinstalar un programa para poder desinstalar el siguiente. Esto no parece ningún problema, sobre todo cuando dispones de mucho tiempo, pero si te urge eliminar varios programas de la computadora, puede molestarte mucho esta situación.


desinstalación de programas windows 10

No es culpa de Windows 

Así como Windows tiene muchos adeptos, también tiene muchos detractores que podrían achacar a este el origen de la situación antes planteada, pero déjame decirte que en este caso no es culpa de Windows en sí.


El origen de esta situación radica en el instalador, es este quién restringe el número de desinstalaciones simultáneas en el sistema.

La mayoría de programas utilizan el instalador de Windows para poder instalarse, actualizarse o borrarse del sistema. Un proceso de desinstalación implica la modificación de diversos archivos del sistema (por ejemplo, archivos DLL) y entradas del registro de Windows. Lo más probable es que varios programas estén compartiendo estas cosas.

Además, el instalador de Windows vigila todos los cambios que se hacen durante el proceso de eliminación de un programa del sistema. También ayuda a revertir cualquier configuración y a volver archivos a su estado original por si algo sale mal. Por ejemplo, si el usuario cancela el proceso de desinstalación. 

La mayoría de desarrolladores suelen utilizar el instalador de Windows para cargar sus programas en las computadoras. Aunque se puede prescindir de este, no es recomendable, pues no se podría verificar los cambios realizados por otros instaladores. Lo anterior puede conducir a conflictos y posiblemente dañar el sistema operativo.

En conclusión, El instalador de Windows impide la desinstalación de más de un programa para tratar de garantizar la seguridad del sistema operativo y de los datos de este.

¿Te ha servido el artículo, tienes alguna duda? Por favor ayúdame a compartir el post en las redes sociales.



Fuente: Fossbytes 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Tu opinión es importante para mí, porque me ayuda a mejorar. Si te gustó el articulo o tienes alguna sugerencia, déjame tu comentario con tu nombre para poder responderte tan pronto como pueda.